lunes, 9 de junio de 2008

Borra de café... 1/3


Había perdido la única cosa que se le asignó que cuidara.

No dudo en lanzarse desde el borde enfangado del cráter, por su constante actitud clandestina, aventurera y estúpida, hasta en la decisión de lanzarse, perdió el equilibrio…

Mi cariño…del que gozaba desde hacía 20 años, el apego voluntario, la adoración, la querencia, el interés, la devoción...hijo de tu Santa madre...perdido para siempre...lo único que debías custodiar.


http://martinaon.blogspot.com/2008/06/borra-de-caf-profunda-justicia.html

1 comentario:

Martín Aon dijo...

Vaya, me ha dejado sin palabras.
Definitivamente tiene más imaginación que yo.
Gracias por participar y hacerme participar, República.